La dieta de Joaquin Phoenix: cómo adelgazó 20 kilos para interpretar al Joker

Los actores de Hollywood a veces llevan a cabo medidas drásticas para poder interpretar sus papeles. El último ha sido el actor de 44 años

El Confidencial

Fotograma de la película ‘Joker’.

A veces, los actores tienen que someterse a tremendos cambios físicos para poder interpretar sus papeles, algunos de ellos que ponen a prueba su salud. Un ejemplo viviente es Christian Bale, que para su papel en ‘El maquinista’, de Bret Anderson (2004), perdió un total de 28 kilos y solamente comía una manzana y una lata de atún, un riesgo terrible porque perder peso de manera tan extrema en poco tiempo aumenta las posibilidades de sufrir accidentes cardiovasculares.

No es el único, Matthew McConaughey adelgazó 21 kilos para el papel que le valdría el Oscar en ‘Dallas Buyers Club’, Anne Hathaway recurrió a la ayuda de una nutricionista y solo comía avena y agua para poder perder 11 kilos e interpretar a Fantine en ‘Los Miserables’ y Adrian Brody se entregó en cuerpo y alma para interpretar a Wladyslaw Szpilman en ‘El pianista’, dejó su apartamento, vendió su coche, rompió su relación y se quitó 15 kilos desayunando dos huevos cocidos, un poco de pollo para el almuerzo y un poco de pescado o pollo con verduras al vapor para la cena.

Un método drástico

Recientemente otro artista se ha sumado al grupo. Para meterse en el papel de el Joker (el brillante criminal y enemigo de Batman en los cómics), el actor Joaquin Phoenix ha tenido que perder un total de 20 kilos. Como recientemente contaba en ‘Access Hollywood’: “Busqué orientación médica para poder perder peso de una manera segura, es algo que ya había hecho antes, trabajar con un médico de manera supervisada y segura”.

No obstante, el actor también ha tenido que llevar a cabo un método drástico que es el que le ha permitido, con 44 años, perder esa cantidad de peso. “No solamente se trataba de comer una manzana al día”, indicó. “También podía tomar lechuga y judías verdes al vapor“. Una reducción tan grande en su ingesta diaria de calorías significó que continuamente tenía que luchar contra la tentación. “Todd Phillips [director de la película] traía continuamente pretzels, que me encantan, y su oficina estaba llena de ellos, fue muy difícil”.

El actor tomaba lechuga, judías verdes al vapor y una manzana. Muchos artistas se someten a estos duros regímenes para interpretar sus papeles

Llegar hasta los extremos para interpretar al Joker se ha convertido, según indica la revista masculina ‘Men’s Health’, en la nueva moda de Hollywood. Jared Leto ya lo hizo para su papel en ‘Suicide Squad’, tiempo en el que también aprovechó para jugar una serie de bromas siniestras y extrañas a sus compañeros de reparto. Pero probablemente la actuación más popular hasta la fecha es la de Heath Ledger en ‘El caballero oscuro’, que le valió el Oscar póstumo y posiblemente ayudó a popularizar la idea de que interpretar a este personaje es similar a interpretar a Hamlet.

No es necesario decir que no se deben emular estos comportamientos. Los problemas de una mala alimentación son muchos, desde diabetes a hipertensión, enfermedades cardiovasculares y del sistema digestivo, anemia o algunos tipos de cáncer. No solo eso, muchas dietas milagro se basan en la pérdida de líquidos o deshidratación para crear la falsa sensación de adelgazamiento, y por eso sufrimos después el temido efecto rebote. También podemos experimentar fatiga crónica y podría llevarnos, en el futuro, a desarrollar trastornos alimenticios. Los extremos nunca son buenos.

Este tipo de dietas tienen efectos secundarios: desde diabetes a hipertensión, enfermedades cardiovasculares, anemia o algunos tipos de cáncer

Por ello, si estás intentando perder peso, lo mejor es que no te fijes en las dietas de Joaquin Phoenix o similares. Lo fundamental es hacerlo con cabeza, y para ello quizá tengas que consultar a un nutricionista que establecerá un plan acorde contigo, pues cada cuerpo es diferente. Como seguro que ya sabes, lo fundamental es quemar más de lo que consumes, hacer ejercicio tanto de fuerza como de cardio y llevar una dieta equilibrada. Nada de pasar hambre.

Así son las dietas con las que engordan las famosas por exigencias del guión

Charlize Theron ha ganado 15 kilos para su próximo papel. Te descubrimos los secretos alimenticios con los que ella, y otras intérpretes, han desafiado a la báscula en tiempo récord

El Español, por Carmen Raya

charlize_theron-dietas-actrices-hollywood-celebritiesLa actriz sudafricana Charlize Theron (41 años) ha vuelto a demostrarnos que es una chica yoyó, que no yeyé. Para su último papel, se ha visto obligada a renunciar a su envidiada silueta. Como ya hiciese en 2003, cuando se alzó con el Oscar por la película Monster, Theron ha ganado peso de manera rápida y… ¿segura?

Nada de donuts ni patatas fritas (sorprendentemente)

Al contrario de lo que pudiésemos pensar, Charlize no se lanza a la comida rápida. Asesorada siempre por un nutricionista, la actriz basa su dieta en alimentos con un alto contenido calórico como son los frutos secos, los vegetales con almidón, las barritas de cereales y todo tipo de cremas como la de cacahuete. ¿Por qué no recurre a la fast food? El motivo es que la comida basura tiene gran cantidad de grasas trans que obstruyen las arterias. Evitando este tipo de alimentos, la salud de la actriz no corre peligro.

La clave está en la ingesta de calorías

la-actriz-de-monsterPara ganar peso, Charlize ha aumentado la cantidad y calidad de los alimentos. Además, ha realizado los siguientes pasos para que su salud no se vea comprometida:

1.No saltarse ninguna comida y realizar una o dos meriendas entre ellas.

2.Ingerir entre 1 y 1,5 gramos de proteínas por kilo de peso.

3.Utilizar suplementos vitamínicos. En especial para aumentar sus niveles de vitaminas del grupo B, que influyen en el metabolismo celular.

4.No comer ensaladas ni sopas como entrante para no llenarse y poder terminar los platos principales.

5.En vez de consumir alimentos fritos, utilizar el aceite como aliño en casi todos los platos.

6.Nada de productos desnatados. De hecho, en este tipo de dietas se recomienda enriquecer los yogures con miel o frutos secos. La leche siempre entera.

7.Preparar las infusiones con leche en vez de agua.

8.Las carnes blancas son las mejores en estos casos porque son de fácil masticación y permiten comer más cantidad.

9.Comer huevos todos los días ya que aportan grasas y proteínas.

10.Consumir pan con todas las comidas.

la-actriz-de-el-diario-de-bridget-jones
Quien también tuvo que redibujar su silueta para dar vida a la alocada soltera de Bridget Jones fue Renée Zellweger (47). Sin embargo, la actriz siguió esta nada saludable dieta hipercalórica:

Desayuno: Hamburguesa, patatas fritas, refresco, bollo y un batido. Comida: Pizza, patatas fritas y mantequilla de cacahuete. Cena: Pasta con todo tipo de salsas.

De esta manera, Renée engordó 13 kilos en tan solo seis semanas. Un plan alimenticio que no acaba de convencer a ningún nutricionista por sus efectos nocivos para el organismo y la dificultad que entraña, a posteriori, perder el peso ganado. Efectivamente, la actriz norteamericana confesó años más tarde que le costó muchísimo volver a su talla ideal y que se arrepentía de haber hecho una dieta tan extrema.

Más chicos que chicas

Son muy pocas las mujeres que se atreven a engordar para una película. No es así cuando el objetivo es adelgazar. ¿Acaso tienen miedo de perder su esbelta figura para siempre? Sea como fuere, solo Charlize y Renée se han arriesgado a lucir michelín (y de los buenos). No ocurre lo mismo con los hombres, quienes parecen estar encantados con darse a la buena vida y presumir de barriguita. Es el caso de…

Christian Bale en La gran estafa americana
cristian-bale
..O Matt Damon en El Soplón
matt-damon
Lo que está claro es que un cambio de imagen, ya sea para mejor o peor, siempre engorda las cuentas bancarias de sus protagonistas. ¡Bon appétit! (o no).