La durísima ‘operación bikini’ de los famosos

imagenHay que reconocerlo: llegamos tarde a la ‘operación bikini’. No hay nada más desastroso que ponerse el primer bañador del año y comprobar que, o se nos ha quedado pequeño, o vamos a tener que meter tanta tripa que corremos riesgo de sufrir un ictus. Deberíamos aprender de los famosos y de sus formas de perder peso. Si a ellos les funciona, ¿por qué a nosotros no? ¿Acaso nuestras células no son como las suyas? Hoy, dietas radicales en ‘Marabilias’.

Vozpopuli, por José Confuso
Cada día la sociedad nos recuerda que el mundo está hecho para los delgados. Las revistas, las campañas de publicidad, los telediarios, todo nos transmite el mismo canon físico, uno prácticamente irrealizable. Modelos esmirriadas, famosas con tallas por debajo de la 30, hombres de fuertes bíceps y piernas escuálidas, eso es lo que la sociedad dicta como aceptable y nosotros aquí estamos, haciendo caso como si no tuviésemos nada mejor que hacer. Sin duda, la obesidad y el sobrepeso son un mal aliado para mantener una buena salud y nadie mejor que un médico nos dirá cómo estamos, qué debemos hacer y qué consecuencias podemos evitar. Así es como se hace la ‘operación bikini’, no siguiendo los consejos de las famosas.

Si echamos un vistazo a algunas de las dietas que dicen haber seguido las celebrities, nos daremos cuenta, al instante y sin necesidad de tener conocimientos de nutrición, que algo están haciendo mal. Pero mal, mal, de saltarse toda la lógica del sistema digestivo humano. Los remedios milagrosos que algunos de los rostros populares más influyentes del mundo utilizan para perder peso de forma rápida y eficaz atentan contra todas las reglas que los profesionales nos han ido inculcando tras años de paciencia y perseverancia. Y no contentos con eso, corren a contarlo para que cualquiera pueda imitarlas, con los riesgos que puedan suponer para la salud. Debe ser que en Hollywood las cosas son tremendamente diferentes.

Hoy les hemos recopilado algunas de estas dietas increíbles con la idea de que no se vuelvan locos con la ‘operación bikini’ y hagan las cosas poco a poco. Ejercicio y comer bien, no hay más. Si empiezan ahora, para el año que viene podrán ser la envidia de la playa. Esto es lo que no deben hacer:

Adriana Lima

La ya conocida como la ‘dieta Victoria’s Secret‘ es la que sigue la modelo Adriana Lima cada vez que ha tenido que subirse a la pasarela para lucir los diseños de la marca de lencería. Es un régimen estricto para eliminar todo tipo de grasa corporal y consiste en alimentarse de batidos de proteínas y cuatro litros diarios de agua durante los nueve días previos al desfile. Dos días antes del evento, bajar a litro y medio de agua. Y doce horas antes, dejar de beber cualquier tipo de músculo. Y mientras tanto, realizar un intenso programa de ejercicio físico. La muerte en vida.

Jennifer López

¿Una dieta basada en comer fruta? Eso es para principiantes. Jennifer López pensó que lo de probar la dieta del pomelo estaría muy bien, pero eso de comer solo fruta y que siempre sea la misma no le convenció demasiado. En su lugar, lo sustituyó por aceite de pomelo -podría haberlo cambiado por beicon, ya puestos-. La cantante lo añade a todas sus comidas y cree que así adelgazará y se mantendrá en forma. Igual la pobre Jennifer no ha entendido nada, pero no seremos nosotros los que se lo expliquen.

Jennifer Aniston

Si buscan cualquier dieta en Google verán que entre la lista de famosas que la han realizado siempre está Jennifer Aniston. Debe ser que la imagen de la actriz vende bien y es garantía de confianza para los lectores. Evidentemente, Jennifer no las ha hecho todas, pero su entrenadora personal sí contó la última que estaba realizando. Entre las delicias, chilli deshidratado y agua caliente con limón. También algo de pollo, no se asusten. Al menos tiene una entrenadora que la controla y no hace locuras por su cuenta.

Kim Kardashian

Si queremos sensatez, acudir a Kim Kardashian igual no es la mejor solución. La socialité aprovecha para aumentar su trasero de forma quirúrgica, mientras se deja seducir por dietas como la del marisco, que consiste, como ya deben suponer, en comer marisco. Langosta, ostras, almejas y todos los ricos productos del mar. No sabemos cuántos días debe estar, ni si también los toma para desayunar, pero nos extraña que no haya terminar en un hospital por esta barbaridad.

Megan Fox

Cada cierto tiempo se pone de moda algún alimento concreto y lo invade todo. La actriz Megan Fox es muy aficionado al vinagre de manzana. Cree que tiene propiedades desintoxicantes que pueden ayudar mucho a su organismo, y por tanto, lo consume en cantidades industriales. Siempre hemos pensado que se trata de una invención que las celebrities sueltan en las entrevistas para ver la cara que se le queda a la gente. ¿De verdad tenemos que pensar que todo lo que come Megan Fox sabe a vinagre de manzana? Venga…

Beyoncé

¿Tienes un compromiso ineludible y necesitas caber en ese vestido que te compraste hace años, cuando pesabas unos cuantos quilos menos? Pues nada, solo tienes que seguir la dieta de Beyoncé. Consiste en pasar los días bebiendo una mezcla de miel, zumo de limón y pimienta y, por la noche, como regalo, un té laxante. Eso hizo para protagonizar la película Dreamgirls. Lo sorprendente es que pudiese levantarse por las mañanas para ir al rodaje.

Nicole Kidman

El método que utilizan las actrices para adentrarse en sus personajes es muy particular. Hay quien, para interpretar un papel de camarero, se pone a trabajar seis meses en un bar, y hay quien, como Nicole Kidman, pasa todo un rodaje comiendo tres huevos duros, uno por la mañana y dos por la noche. Con esta dieta, la actriz podría haber formado parte de la serie The Walking Dead, pero de zombi, claro. Esta dieta es peor que haber estado casada con Tom Cruise.

Sara Carbonero

No todas las famosas son tan poco conscientes con sus dietas. Para que no se asusten demasiado, en el otro extremo tenemos a Sara Carbonero, que para recuperar el peso después del embarazo se puso a hacer ejercicio y siguió una dieta rica en proteínas y baja en hidratos de carbono. Vamos, lo que todo el mundo hace para perder peso. Ni aceite de nada, ni huevos duros, ni beber líquidos hasta perder el conocimiento.

Chris Pratt

Y no crean que la ‘operación bikini’ es cosa de mujeres. Estamos muy acostumbrados a conocer las dietas de las famosas, pero, ¿qué pasa con ellos? ¿Acaso los hombres populares no siguen un estricto plan para mantenerse en forma? Uno de los cambios más espectaculares de los últimos años ha sido el del actor Chris Pratt, que pasó de pesar 130 quilos a convertirse en el sex symbol más taquillero de Hollywood. Para conseguirlo, eliminó toda la comida basura de su dieta y se centró en vegetales, frutas, semillas y nueces. Nada de alcohol y una dieta baja en hidratos de carbono. Y ejercicio los siete días de la semana. No hay más.

La dieta de los ‘ángeles’ de Victoria’s Secret

Los ángeles de Victoria's Secret / G3onlineLas modelos de la famosa firma de lencería gozan de tener ‘cuerpos perfectos’ y para mantenerlos, además de ejercicio, siguen una estricta alimentación

La Vanguardia
Las modelos deslumbran allí donde van con sus espectaculares figuras pero si hay algunas que ostentan el título de ‘cuerpo perfecto’, esas sin duda son los ángeles de Victoria’s Secret. Las tops de la conocida firma de lencería seducen en catálogos y desfiles con sus estilizadas y tonificadas siluetas, pero para ello deben ‘sudar’ lo suyo. Más allá de la buena genética que tengan, y de rutinas de ejercicio, todas ellas se someten a una dieta estricta para mantener su delgado cuerpo. ¿Qué comen los ángeles?

Comer, sí que comen, a pesar de los regimenes que pueden seguir días antes del famoso desfile anual de la marca. Muchas de ellas han asegurado que 48 horas antes del VS Secret Fashion Show tan solo beben líquidos y que las horas previas no toman nada para lucir el vientre lo más plano posible. Pero el resto de los días del año se alimentan como todo ser humano, aunque eso sí, siguiendo una pauta fijada por profesionales de la nutrición.

Alessandra Ambrosio, Adriana Lima, Karlie Kloss o Candice Swanepoel son algunas de las que siguen el ejemplo, así como también hicieron ángeles anteriores como Tyra Banks, Miranda Kerr o Gisele Bündchen. Cada una adapta la dieta a sus necesidades y sigue sus particulares trucos, pero a rasgos generales todas siguen una alimentación basada en cinco comidas al día para mantener el metabolismo activo, compuesta de mucha fruta y verdura y raciones de proteína, para mantener el músculo. Además, evitan alimentos con altos contenidos en grasa y para nada se acercan a la comida precocinada:

Desayuno: es la ingesta más importante en sus días, ya que les aporta gran parte de la energía que necesitarán para su trajín diario. Deben tomar clara de huevo cocinada al gusto -revuelta, horneada o cruda en algún brebaje-, una ración de fruta, una ración de verdura, cereales y un yogur.

Almuerzo: la base de esta comida es la ensalada, a la que añaden la proteína del pollo o del pescado, según la preferencia. Se completa con una pieza de fruta y un snack sano -como una barrita de cereales, crudités de verduras o una ración de frutos secos, entre otros-.

Cena: para concluir el día, siempre ingieren arroz integral combinado con verduras y pollo, pescado cocinado o sashimi (pescado crudo). De postre, una pieza de fruta.

Aunque la mayoría de nutricionistas no recomiendan el exceso de frutas, sobre todo por la noche, debido a la cantidad de azúcares que contienen, en el caso de las modelos esto es distinto. Los expertos recomiendan a las tops que ingieran altas cantidades de frutos rojos como fresas, frambuesas o granadas ya que su azúcar les aportará energía extra y además contienen propiedades antioxidantes.

¿Caprichos? Sí, las modelos también los tienen. Los nutricionistas recuerdan a los ángeles que dos veces por semana deben comer chocolate y/o helado, siempre procurando que la ‘tentación’ no se les vaya de las manos.